Gastronomía

El otoño tiene sabor a ganso en Slovenský Grob

Posteado en Eslovaquia, Gastronomía, Negocios, Turismo on September 2nd, 2010 by Jorge – 1 Comentario

Eslovaquia, además de ser un paraíso para los amantes de la naturaleza o los apasionados del mundo medieval también lo puede ser para los buenos paladares.

Algo así como "gremio de los ganseros"

Algo así como "gremio de los ganseros de Slovenský Grob". Fuente: slovensky-grob.sk

La gastronomía eslovaca es considerada como una de las antiguas de Europa. Unas raíces históricas complejas que dejan entrever influencias con muchos de los países de la órbita,  como Hungría o la República Checa.

Dejando a un lado la carne de cerdo o pollo, la oca o el ganso (husacina en eslovaco) tiene un papel notable dentro del repertorio culinario del país. El otoño es la temporada perfecta, los gansos ya han cogido suficiente peso y en muchas de las poblaciones de Eslovaquia los lustrosos animales acompañan la tradición.

Existe un pequeño pueblecito cerca de Bratislava que en esa época atrae a visitantes de todos los rincones para degustar el ganso asado, su nombre da título a esta entrada: Slovenský Grob. Descansa a los pies de los Pequeños Cárpatos (Malé Karpaty) y aunque en muchos pueblos de Eslovaquia es posible probar este plato, con menos de dos mil habitantes este pueblo se ha llevado todos los honores.

Los Pequeños Cárpatos (Male Karpaty) al Oeste de Eslovaquia.

Los Pequeños Cárpatos (Male Karpaty) al Oeste de Eslovaquia. Aunque el ganso asado es típico en muchos pueblos del país, el oeste es la zona más popular.

Autor de la foto: Ed.h. Fuente: Flickr.com. Enlace.

 

Slovenský Grob

Slovenský Grob. Donde más de 60.000 visitantes al año recorren sus calles buscando el preciado manjar. Fuente: www.slovensky-grob.sk

Su origen tiene algo que ver con la crisis económica que se vivió en el país a principios del siglo XX, poco después de su secesión y fuertemente influenciado por el caótico desmembramiento del Imperio Austrohúngaro. Por aquel entonces las mujeres de la casa pasaron de abastecer sus propios hogares a aumentar la cría de gansos y venderlos casi listos para comer en los mercados cercanos a Bratislava de Pezinok y Svätý Jur. Con ricos pastizales y un arroyo que pasa por el pueblo la práctica se convirtió en habitual en la ahora extinta Checoslovaquia. El horno de piedra calentado por madera se hizo imprescindible para darle ese aroma y sabor, ese color tan característico y su textura crujiente que tan famoso ha hecho a este plato.

Ganso asado en un horno de piedra

Ganso asado en un horno de piedra. Ya no tantos negocios lo utilizan por cuestiones productivas, sin embargo, los más entendidos defienden el sabor único que dan estos hornos. Tres horas son necesarias para asar el ganso al retirar la madera y las cenizas que sirvieron para calentarlo. Fuente: Restaurante Husacina u Gaštana. Enlace: http://www.husacinaugastana.sk/

Leer más »

Gastronomia húngara: Gulash y Pörkölt

Posteado en Cultura, Gastronomía, Historia, Hungria, Turismo on April 8th, 2010 by Jorge – 9 Comentarios

La cocina húngara ofrece un enorme abanico de posibilidades:  la más famosa es quizás el Gulash. En húngaro conocido como gulyás (pronunciación) significa realmente “ganadero”. Su ancestral origen nos sitúa antes del siglo ocho a.C. y recae sobre los pastores magiares centroeuropeos que nunca comenzaban el viaje por las llanuras sin asegurarse que en su rebaño había por lo menos una vaca débil, que se podría matar para cocinar su plato preferido. Lo preparaban como un guiso cuyos ingredientes principales eran la carne que ellos mismos secaban y cocían, cebollas y tocino.

La receta saltaría del campo a la mesa durante la influencia austriaca. Momento en el que se identificó al gulash como comida típica húngara, y así muchos restaurantes de las localidades magiares, como Budapest, generalizaron la receta. El plato creció en complementos y se convirtió en lo que es hoy en día el plato nacional de Hungría.

 

Gulash

Gulash. Fuente: Soncomoson.net

Leer más »

Gastronomía Polaca: Pierogi

Posteado en Gastronomía, Polonia on February 25th, 2010 by Jorge – Se el primero en comentar

Los Pierogi es una de los platos más típicos en la cocina polaca (kuchnia polska), un símbolo nacional, aunque también es muy habitual en muchos países del centro y este de Europa. El término proviene del la forma del eslavo arcaico “pir” que significa “festividad”.

 

Pierogis con col agria y con una salsa de champiñones

Pierogis rellenos de col agria y con una salsa de champiñones

Leer más »

Lago Bled

Posteado en Deportes, Eslovenia, Gastronomía, Naturaleza, Turismo on March 24th, 2009 by Jorge – 4 Comentarios

Bled es una población a pocos kilómetros de la frontera con Austria, situada en la parte noroccidental de la región eslovaca de Gorenjska, en los Alpes Julianos y a unos 55 km de la capital. Lo más característico de este lugar es su lago glacial. Paisajes mágicos y de gran vegetación rodeados de edificaciones medievales es lo que espera al visitante.


Ver mapa más grande
Según cuenta la leyenda, el origen del lago Bled surge como un acto de castigo divino ante la despreocupación local por cuidar la capilla de Madonna que se encontraba entre pastos y en la que el ganado entraba y salía profanando dicho santuario. Esta capilla se convirtió en la que hoy se conoce como Iglesia de la Asunción de María (en esloveno: Cerkev Marijinega vnebovzetja) ubicada en la única isla natural de Eslovenia, la isla de Bled, en medio del lago.

Isla de Bled. Foto de Maurice

La campana de la iglesia (“Bell of Wishes”, Campana de los deseos) también tiene una bonita leyenda, resulta que una pandilla de bandidos mataron al señor del castillo. Así que la pobre viuda para estar más próxima a la Virgen María ordenó llevar a la iglesia de la isla una campana. Otro golpe de mala suerte hizo que una tormenta hundiese el bote, así que la viuda fue a Roma a contar sus desdichas al Papa, el cual ordenó la construcción de otra campana que es la que ahora suena en la iglesia de la isla de Bled. Se dice, que en las noches de tormenta aún se puede escuchar el sonido de la campana sumergida…

Isla de Bled. Foto de Larsz

Si alzamos la cabeza desde la isla, encontramos otro gran atractivo. El castillo de Bled. Construído sobre la cima de un acantilado de 130 metros de altura, vigila cuidadosamente el lago. Se puede visitar y es en verano cuando se celebran torneas de tiro con arco y conciertos nocturnos. Algunas imágenes valen más que mil palabras ;-) .

Castillo de Bled. Foto de BelgianChocolate

Castillo de Bled. Foto de Rochester Scouser

Continuamente (excepto cuando el lago está congelado) excursiones formadas por pequeños barcos de madera van y vienen de la isla. El nombre de la embarcación es “pletna”, es de madera, algo rudimentaria, y su nombre viene de la palabra eslovaca “pletena” que significa “tejer” por los techos de tela que llevaban sus embarcaciones (ahora sustituidos por lino) que ayudan a proteger de la lluvia y del sol.

Pletnas en la isla de Bled. Foto de Lostajy

A parte de lo místico del lugar, Bled es un lugar muy recomendable para hacer un turismo activo. Cuenta con numerosas actividades de deporte y aventura en los ríos alpinos y alrededores. Se puede practicar escalada, pesca, rafting, kayak, senderismo,canoa, ciclismo, golf… incluso vuelo sin motor. Por supuesto si estamos en temporada de invierno, el ski es imprescindible. Más información aquí. Y si necesitas relax después de tanto movimiento, siempre puedes darte un valiente bañito en el lago o aprovechar para visitar algunos de los hoteles con sus famosas aguas termales.

Kayak en Bled. Foto de Darren Donhaue

Pesca en Bled. Foto de Dale Harvey

Respecto a la gastronomía lo que más llama atención son los dulces, en especial los pasteles, como el “Blejska Grmada” muy frecuente en hoteles, restaurantes y pastelerías de la zona.

Pastel “Blejska Grmada”. Foto de 29cm

Más información en el sitio oficial de Bled.

Bulgaria, tierra de vinos

Posteado en Bulgaria, Gastronomía on March 9th, 2009 by Jorge – 1 Comentario

Al sur de Bulgaria existe una región llamada el Valle del Tracio, denominada así por la civilización tracia que vivió y se desarrolló en la zona alrededor del segundo milenio antes de nuestra era,  los inicios de la Edad del Bronce. Con claras influencias griegas, esta civilización adoraba a Dionisio, dios del vino, la viña y el delirio. Incluso vasijas con los mejores vinos eran introducidas en las tumbas de algunos elegidos. Esto nos da una idea de la importacia que este pueblo daba a esta bebida. Pues bien, el vino de los antiguos tracios es todavía bebido y producido por los búlgaros con tipos de uva que únicamente existen en esta zona.

Como anécdota mencionar que en la Odisea de Homero, Ulises pudo librarse del cíclope Polifemo que le había encerrado gracias al vino tracio (vino puro, los griegos lo solían mezclar con agua), que lo dejó completamente dormido y facilitó la escapada.

Bulgaria tiene una enorme tradición vinícola que data más allá del 6000 A.C. Existen una gran variedad de regiones donde se produce, particularmente, el valle del Tracio antes mencionado, es la zona de origen de una buena parte de los vinos tintos de Bulgaria.

Regiones vinícolas de Bulgaria

Regiones vinícolas de Bulgaria

Volviendo más cerca en el tiempo, concretamente el siglo XX en los años 50-60,  después de la II Guerra Mundial, en Bulgaria se reestructuró  todo lo referente al mundo vinícola, aunque las exportaciones se centraban en el Comecon,  el comercio con el bloque soviético. Lejos del país, las cosas también estaban cambiando. La pérdida de la última colonia norteafricana de Francia (Argelia) supuso un duro golpe para los vinos económicos y Bulgaria se posicionó como un importante exportador mundial de este tipo de vinos. Gran Bretaña, importante importador, progresivamente sustituyó los baratos vinos argelinos por los búlgaros. Por poner un ejemplo del impacto de éstos Winston Churchill tenía como tinto favorito el búlgaro de  Melnik, del cual todos los años se le enviaban dos barricas. Más información sobre la evolución del vino búlgaro aquí.

En la actualidad Bulgaria es considerado como uno de los principales exportadores mundiales . Hace unos días se anunciaron medidas en forma de ayudas económicas para paliar los efectos de la crisis mundial (brusco descenso de las exportaciones a Rusia) y que el mercado vinícola búlgaro siga modernizándose, creciendo y dándose a conocer en el resto del mundo.

En cosa de turismo,  las actividades y tours con el vino búlgaro como protagonista ya son una realidad, y creo que es un negocio con muy buenas perspectivas de crecimiento, Rusia por ejemplo, ya ha mostrado su interés.

Melnik, Bulgaria. Foto de Donald Judge

El mercado vinícola búlgaro es considerado como un negocio de gran expansión y ya existen multitud de compañías que únicamente se dedican a la importación de vinos procedentes de este país. Dentro de poco probaré algún vino búlgaro a ver que tal ;) .